jueves, 11 de febrero de 2016

¿Qué carajos es el contenido de valor?

Este tema es una delicia.

Hace como 4 años estaba en furor una frase que luego se volvió paisaje.

Todos la recuerdan perfectamente.

Fue como "La Macarena" de las frases en social media.

"El contenido es el rey".

Hoy todos sabemos que el rey es la plata que haya para pautar, así el contenido sea una basura.

Pero, hablando "orgánicamente", la cosa es muy distinta.

Sí, el puñetero contenido es el rey, pero le falta un apellido.

Yo diría "el contenido de valor es el rey".


Hay algo que se conoce como 'infoxificación'.

Sin ir muy lejos, significa que estamos nadando en la mierda por tanta información.

Y la tenemos hasta el cuello.

Todo gracias a ese puto afán de tener que estar abriendo cuenta en cada red social que sale.

Y detrás de nosotros está cada marca buscando cómo meterse en el mierdero para bombardear mensajes que a nadie le importan.

¿Se han puesto a pensar lo fastidioso que es para alguien que no trabaja en este medio tener que ver toda la basura que disparamos a diario?

Ese grito desesperado pidiendo que vean lo que una marca quiere venderle a alguien que realmente entró al puto Facebook pa' ver que está pasando con la gente que sí le importa.

Y sí, la gente no entra a Facebook, Twitter, YouTube o Instagram a comprar.

Nadie lo hace.

Para eso existen tiendas online, sitios de comercio electrónico especializado, cupones electrónicos y todo lo que se les ocurra.

Y ahí es donde la gente entra a comprar.

Cuando entran a las redes sociales, entran a entretenerse, a perder el tiempo, divertirse, comunicarse, informarse, expresarse, ver algo nuevo, saber qué está pasando, etc.

Lo que menos quiere ver una persona es un puto aviso de una marca que no le sirve para absolutamente nada.

En las redes sociales la gente ignora la mayoría de los contenidos publicitarios

Las marcas se dedicaron a crear puras pendejadas conceptuales con frases bonitas.

Siguen pensando que las redes sociales son una puta valla publicitaria.

Y no, son interactivas, la gente las usa.

La gente toma ese contenido y hace algo con él.

Ahí es donde el contenido adquiere valor.

¿Qué es el contenido de valor?

Es contenido que le sirve a alguien para alguna mierda.

Es contenido que le enseña lo que no sabía.

Es contenido que le muestra cómo un producto o servicio le puede ayudar.

Es contenido que el usuario comparte con sus contactos porque tiene información útil.

El valor está precisamente en el beneficio que le genera a la persona que lo ve o interactúa con él.

¿A quién mierdas le importa ver una pieza que tiene una foto del producto y una frase que tiene como único fin vanagloriarlo y decir que es el mejor?


A nadie.

Y menos en redes sociales.

A diferencia de los medios tradicionales, aquí la gente es la que se encarga de difundir el mensaje a sus contactos.

Y nadie es tan estúpido como para compartir en su perfil algo que, claramente, busca beneficio para la marca/producto/servicio y no para el usuario.

Bueno, hay gente que sí lo hace: los "influenciadores".

Y si a uno le pagan por eso, pues ya se está beneficiando, aunque los que lo ven, no.

¡Ja!

Muy triste.

Pero ésa es otra historia.

Todos los servicios y productos sirven para algo.

Para eso los inventaron, ¿no?

Precisamente, eso es lo que a la gente le sirve en redes sociales.

La gente le da valor al contenido que le resuelve un problema.

Si el contenido le sirve a esa persona para algo, obviamente lo va a querer compartir con sus contactos.

¿Por qué el buscador de Google tiene éxito?

Porque se centra en las necesidades del usuario.

Le ayuda a resolver algo.

La gente entra, literalmente, a preguntarle cómo hacer esto o lo otro.

Y las mejores respuestas son las que se convierten en relevantes.

¿Empiezan a entender?

Google, resolviendo problemas desde tiempos inmemoriales

De los cuatro grupos para community managers que creé, el más "exitoso" es el de vacantes.

Es obvio, resuelve un problema para la gente que quiere trabajar en este rollo y para los que buscan candidatos.

Piensen en el producto o servicio que tienen.


Ahora piensen cómo ese producto/servicio puede usarse.

Cómo le facilita la vida a sus usuarios.

Cómo puede tener usos alternativos, creativos, divertidos, entretenidos, útiles, inesperados, interesantes, emocionantes, sorprendentes.

¿Lo hicieron?

Bueno, ahora piensen en unos putos contenidos que reflejen todo eso.

Hace unos días Coca-Cola decidió cambiar por completo su estrategia de comunicación con una campaña que se centra en el producto, no en la marca.

Rodolfo Echeverría, vicepresidente creativo global, conexiones y digital se cagó en todo lo que venían haciendo con la marca.

El man tiene mucha razón.

Se habían convertido en creadores de contenido que lo único que lograba era hacer llorar a la gente y el producto más o menos valía verga en la historia.

Al final, el comercial podía salir firmado por cualquier marca.

Además, ya todos le copiaron el estilo y se dedicaron a hacer micronovelas para que la gente suspire y al final sólo aparezca el logo de turno.

Es lo que le está pasando a Redbull.

¿Han visto todo lo que hace Redbull con vainas de deportes extremos y esas pendejadas?

¿Cuál es el valor que ofrece el producto en esos contenidos?

¿Poner el logo y ya?

Uno ni se entera que es de Redbull, a pesar de que el contenido es del putas.

Pero podría haber sido hecho por ESPN, Reef, Vans, Mountain Dew, X Games o lo que se les ocurra.

Ahora, ¿han visto lo que hace GoPRO?

Sí, es exactamente lo mismo.

Pero...

¡Lo hacen con su puto producto!

La cámara es la puñetera protagonista.

Le muestran a la gente para qué putas sirve y las vainas tan pasadas que pueden hacer con ella, precisamente, a través de ella.

Con el Nokia Lumia 1020 y varios celulares que tienen los sensores (de la cámara) más potentes del mercado hicieron algo similar.

Grabaron comerciales espectaculares con el teléfono para mostrarle a la gente lo que es posible hacer con ellos.

Cualquier producto o servicio puede sacarle el jugo a lo mejor que tenga.


No importa si es algo de consumo masivo, si es online, si es un medio de comunicación, si es la panadería de la esquina.

Cada marca es única y tiene su propia personalidad.

Eso es lo que se debe aprovechar a la hora de darle valor al producto o servicio que ofrece.

¿Conocen Pictoline?



¿A qué se debe su rotundo éxito?

Está pensado para redes sociales.

No para ver "cómo aterrizo la campaña a redes" ¬¬

Todo el contenido que contenga tips, recetas, tutoriales, how to y cosas por el estilo que son "educativas" (sin ser aburridas) es más propenso a tener éxito en redes sociales.

¿Recuerdan esas recetas rápidas de OREO que se pusieron de moda?

Eran como 4 cuadros en los que mostraban una receta y se veían los pasos para hacerla.

Algo como esto.

Crear este tipo de contenido es muy importante porque genera mucho más alcance que otros que se centran en promociones, logros, responsabilidad social, características del producto/servicio, etc.

¿Por qué?

Pues porque lo primero que uno hace es empezar a etiquetar a los amigos para que también lo vean.

Porque la gente se lo roba para ponerlo en otro lugar.

Porque lo comparten para parecer interesantes y buenas fuentes de contenido para sus contactos.

Es apenas obvio, ¿no?

Los tutoriales de maquillaje son un puto éxito entre las mujeres.

Adivinen por qué...

Sí, por tooooodo lo que acabo de escribir en este post.

Es cuestión de usar el sentido común y ofrecerle al usuario algo útil a partir del producto o servicio que se tiene.


En el caso de las entidades y marcas que no tienen ánimo de lucro, esto es del putas.

Porque a diferencia de las marcas comerciales, se pueden enfocar en educación.

Sí, su fin no es vender.

Su fin es enseñar, educar, formar, informar...

Lo mismo ocurre con instituciones educativas, pero no lo aprovechan.

No entiendo por qué los colegios y universidades tienen redes sociales y no las usan para dar tips, información y cosas interesantes para los estudiantes.

Deberían aprovechar para crear contenidos educativos que sean realmente útiles y entretenidos para que sus estudiantes los compartan.

Claramente, el contenido de valor es sólo una parte de todo lo que se puede (y debe) crear para las redes sociales.

Su rival principal es todo el contenido que se crea a partir de fechas importantes, coyunturas y situaciones que se pueden aprovechar gracias al impulso que tienen en las redes.

También está el contenido que se basa en noticias, actualidad, eventos, lanzamientos e incluso en la curación de lo que otros producen y se puede usar porque es acorde a las temáticas de la marca.

Es clave tener un buen equilibrio con los tipos de contenido

En el caso de Facebook, el contenido del valor les salvará el culo y hará que el cambiante edgerank no les joda la estrategia cada vez que quiera.

Twitter ya va por las mismas, así que pónganse las pilas y ofrezcan cosas útiles.

Piensen qué puede servirle a su público objetivo y aprovéchenlo para sacarle el jugo.

En resumen, si quieren mejorar las interacciones y, sobre todo, el alcance de sus publicaciones, denle mayor prioridad al contenido de valor y no publiquen tanta mierda que no le sirve a la gente para nada.

Como diría un viejo conocido: "Deshazte de la mierda, céntrate sólo en lo mejor".

-
Para recibir una asesoría personalizada sobre éste y otros temas, estoy aquí.

Para ver si me están pagando por hablar sobre alguna marca, estoy aquí.

Abajo en los comentarios pueden escribir o preguntar lo que se les dé la regalada gana. Apenas lo vea, entro y respondo.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

← ¡Compartir este post es gratis!