jueves, 30 de junio de 2016

¿Por qué es estúpido estar en una oficina y cumplir horarios en plena era digital?

Más de uno debe estar leyendo esto sentado en un escritorio, fingiendo que está trabajando.

¿Por qué?

Porque le toca.

Una vez, hablando con un jefe llegamos a la conclusión de que, básicamente, nadie trabaja 8 horas.

¡Nadie!

Durante ese tiempo pasan muchas cosas.

Hay días en los que realmente no pasa un carajo.

Pero la gente tiene que ir todos los putos días a calentar el puesto, literalmente.

Es triste, lo sé.

En algunos casos, no hay opción.

Por ahora, no me imagino a un cajero de banco trabajando desde la casa.

(Bueno, existen cajeros automáticos).

En este caso, vamos a enfocarnos en lo que nos interesa, lo digital.

¿Cómo carajos es posible que en esta época la gente deba ir a un lugar específico a trabajar cuando puede hacerlo desde cualquier parte del mundo que tenga acceso a Internet?


Seguramente, se debe a que las personas que están a cargo de las empresas y agencias vienen de un modelo anticuado, obsoleto.

Gente que cree que su vida gira en torno al trabajo o que el trabajo es su vida.

Esa gente que llega de primera y se va de última.

Así no haga un culo en toda la jornada.

Siempre me ha sorprendido la gente a la que no le alcanza el día para hacer las cosas.

Es como si necesitaran estar ahí y no llegar jamás a su casa.

En el caso de las agencias es peor.

Maman gallo todo el día y se quedan después de la hora de salida a seguir haciendo nada, jugar Call of Duty o hacer lo que pudieron haber hecho antes del almuerzo.

(Si es que salieron a almorzar)

Fácilmente, podría estar en una piscina con un portátil

De hecho, lo que están haciendo es ilegal.

Así como lo oyen leen.

No nos digamos mentiras, en varias empresas y agencias sólo contratan a la gente por medio de contratos de prestación de servicios.

Traducción: freelance/contratista.

En Colombia este tipo de contratos son muy claros y no permiten:


- Tener jefe (subordinación).

- Cumplir horarios.

- Lugar físico de trabajo.

Pero como todos lo hacen, nadie dice ni mierda.

Y por eso les ven la cara de idiotas a todos.

El empresario que, según él, está empezando se excusa en eso para contratar personas por medio de esta modalidad.

¡Y está perfecto!

Puede que su empresa crezca, puede que sea un fracaso y se quiebre apenas se le vaya el único cliente "grande" que tiene.

No hay problema, así es la vida.

Lo que sí es la cagada es que ponga cara de ternero degollado cada vez que entrevista a alguien y le dice que, lamentablemente, no pueden contratarlo a término indefinido y con todas las de la ley.

Hasta ahí, normal.

Pero, ¿por qué carajos no está dispuesto a cumplir con las leyes que implica un contrato por prestación de servicios?

Se están ahorrando una cantidad muy grande de plata y no les basta con eso.

No pagan primas, no pagan vacaciones, no pagan liquidaciones, se ahorran impuestos...

¿No es suficiente?

Le quitan las posibilidades a cualquier persona de tener varios clientes y distribuir su tiempo de manera eficiente.

Es una mezcla peligrosa: alguien con pensamiento anticuado + contrato por prestación de servicios.

Si se fijan, las agencias son sólo un intermediario entre ustedes y el cliente.

Básicamente, esto es lo que hacen

Lo que hacen las agencias es contratar a una persona y meterle 3-5 cuentas para pagarle lo equivalente a una sola.

O, tal vez, menos.

¿Qué ocurre con esto?

Que el cliente/marca termina pagando el doble o triple por el manejo de su marca, mientras la agencia le paga menos de la mitad al equipo que utiliza para eso.


¿Qué pasa sin la agencia como intermediario?

Pues que la marca paga lo justo y puede tener a su disposición el mismo equipo.

De hecho, cada vez más empresas están creando sus propios equipos digitales, con gente talentosa que envidiaría cualquier agencia global.

Y ese equipo no tiene que hacer el trabajo de 3 ó 5.

¿Empiezan a entender?

Ahí es cuando se vuelve importante el dichoso contrato.

Si a usted lo contratan y le meten 3 cuentas diferentes, no va a tener el tiempo suficiente para ganar plata extra por otro lado.

Y menos si lo obligan a firmar o simplemente "le dicen" que usted sólo puede realizar trabajos para la agencia durante su horario laboral.

Claramente, todo esto es ilegal bajo la prestación de servicios.

Lo que termina ocurriendo es que usted gana mucho menos que su colega con contrato indefinido, porque se le va mucha plata pagando aportes de salud y pensión.

Además, trabaja el triple, pero no le pagan el triple.

Lo que hacen es atarlo a una silla en la que pierde gran parte del día fingiendo que trabaja porque fijo en la mañana ya logra hacer lo del día.

Ser eficiente a veces es un problema porque le queda mucho tiempo libre.

Pero es tiempo libre que no puede monetizar sentado en un escritorio ajeno.

Y tampoco lo puede aprovechar tirando con su novia, paseando o sacando al perro a pasear.

Eso no es vida.

El trabajo forma parte de la vida, pero no es el todo.

Cambiar esto es sencillo.

Empieza desde el preciso momento en el que usted decide enviar su hoja de vida, presentarse a una entrevista, postularse a una vacante, etc.


Es en ese momento en el que usted deja que le bajen los pantalones y lo jodan o logra negociar las cosas de manera correcta y que beneficien no sólo al empresario o la agencia.

Es clave saber hacerlo y no decir que sí a todo.

Que lo contraten bajo la prestación de servicios es genial.

Puede tener varios clientes y ser usted mismo una empresa.

No tiene que ir a una oficina, no tiene un jefe que lo joda y usted se pone el horario.

Ellos saben, perfectamente, que es ilegal negarle todo esto en ese tipo de contrato y por eso es necesario mencionarlo de entrada, si le dicen que debe ir todos los días y debe cumplir horarios.

Puede preguntar, ¿si el Ministerio de Trabajo viniera a hacerles una auditoría, dirían que yo tengo jefe, vengo a diario y cumplo horario, pero me pagan por prestación de servicios?

A ver con qué ingeniosa respuesta le salen...

El talento está en las personas, no en el aviso de la entrada

Si se fijan, las grandes agencias, las grandes marcas, las grandes empresas son lo que son gracias a las personas que están detrás de ellas.

Es clave cuidar a esas personas, ofrecerles condiciones de trabajo correctas.

Hay empresas que lo hacen muy bien, que se esfuerzan un montón por mantener felices a sus empleados.

Al final, son ellos los que mantienen felices a los clientes.

A esas empresas les va muy bien.

Las condiciones laborales y contractuales son claras y no se dedican a buscar al empleado que está desesperado y les va a decir que sí por pura necesidad.

Si uno hace un proceso de selección y tiene claro el perfil de la persona que está buscando, se supone que confía en ella y en su trabajo.

Si no, el proceso fue una verdadera mierda.

Y la clave para poder trabajar bajo contratos por prestación de servicios está en la confianza.

Está en contratar líderes que logren que cada persona cumpla con su labor a tiempo y con calidad.

No en contratar "jefes" que lo único que hacen es entorpecer las habilidades del equipo y generar desconfianza.

Hay agencias de garaje que se dedican a contratar pura gente Jr. o sin experiencia para pagarles poco, explotarlos y no tenerles ni la más mínima confianza.


Son esas agencias en las que sólo los dueños tienen un contrato a término indefinido y de manera legal.

En las que obligan a recién graduados a llegar temprano, irse tarde y hacerlos sentir como ineptos.

A esas agencias les va mal.

Los clientes se les aburren porque el trabajo se hace con babas, no hay calidad y al final no les importa porque se dedican a "consentir" al único cliente grande que tienen.

Ese cliente "grande" es el que paga la nomina de toda la agencia y cuando también se aburre de la mediocridad, se va y la agencia quiebra.

Son escampaderos para la gente que necesita con urgencia un trabajo.

La manera correcta de establecer una agencia que sólo paga por prestación de servicios es contar con personas responsables que tengan experiencia, que pueden trabajar desde cualquier lugar y lo hacen bastante bien.

La gente que se dedica a trabajar desde su casa o desde cualquier otro lugar es gente que sabe lo que debe hacer y lo cumple sin inconvenientes.

No necesitan a un "jefe" encima diciéndoles que hagan su trabajo.

Es ahí donde se vuelven innecesarias las oficinas y los horarios.

En eso consisten los contratos cuando se presta un servicio, se realiza la labor solicitada en el tiempo establecido y ya.

Un equipo digital entero puede trabajar así.

Todo se envía por email, WeTransfer, Dropbox, Google Drive...

Y las reuniones pueden hacerse sin ningún problema a través de Hangouts o Skype (y sólo cuando son realmente necesarias).

Ahora los sitios para reunirse de manera física son Juan Valdez y Starbucks.

Ya no estamos en la revolución industrial.

Esa mierda ya pasó.

Estamos en la era digital y es necesario adaptarnos a ella, con nuevos modelos.

Las cosas cambiaron hace rato

Es increíble que los trabajos que son netamente digitales, se gestionen con modelos de hace más de 30 años.

Esos métodos son obsoletos y sólo generan problemas.

Es una mierda tener que atravesar la ciudad para llegar a trabajar en un computador que es más basura y más viejo que el que uno tiene en la casa.


Esas dos horas diarias que se pierden transportándose podrían usarse para hacer ejercicio, pasar tiempo con la gente que uno quiere, aprender algo nuevo, practicar un hobbie, descansar, ganar más plata en otra actividad, aprender otro idioma, capacitarse y muchas otras cosas.

Además, se ahorra dinero y se contamina menos al planeta.

Cuando uno trabaja en campos como social media, community management, Web y entornos que son digitales, lo más estúpido que puede haber es tener que ir a un lugar que cuenta con peores condiciones para ir a hacer exactamente lo mismo que puede hacer en otro lugar.

Es como si hoy en día para llamar por teléfono uno tuviera que ir a un lugar específico y hacer la llamada desde ahí, en vez de sacar el celular y llamar desde donde uno se encuentre.

Para eso es Internet, para estar conectados sin importar desde dónde.

Las herramientas están ahí, ya están inventadas hace años.

Tanto se habla de innovación, revolución, disrupción y creatividad en las agencias para luego seguir haciendo lo mismo de nuestros abuelos.

De hecho, hoy existen agencias que se llaman a sí mismas "agencias digitales".

Y uno va a ver y es la agencia de toda la vida, sólo que se enfoca en crear contenidos digitales.

Pero, físicamente, tienen hacinadas a decenas de personas en una mesa creando dichos contenidos.

Es más, en muchas ocasiones, resulta que no tienen los computadores, ni equipos necesarios para cumplir con tantos clientes nuevos que consiguen y le toca a la gente llevar su propio portátil... ¡Para trabajar con él desde la agencia!

¡Qué gonorrea!

Al fina, ¿qué se logra con todo esto?

Que una persona competitiva tenga que estar sentada 8 horas y pierda la oportunidad de mejorar su calidad de vida.

Pierde la opción de socializar con quien quiera, cuando quiera y organizar su vida de la manera que mejor le parezca.

Le quitan la opción de tener más entradas de dinero haciendo otros grandes y pequeños trabajos solicitados por más clientes.

Hay gente que es putamente productiva en las noches o en la madrugada y que puede explotar todo su potencial "creando" contenidos, estrategias, ideas y muchas otras cosas a esa hora y entregarlas a tiempo.

¿Están contratando personas para verles la cara todos los días o para que cumplan con su trabajo?


Las empresas, agencias y personas que se dedican a trabajar en temas digitales se van a quedar por fuera de esto si no son capaces de adaptarse, de innovar y crear modelos acordes a la industria y a la época.

Ya está pasando, ya existe la agencia creativa global más pequeña del mundo, sin oficinas y sin una locación fija.

A nuestra espalda está la generación Z y viene dispuesta a acabar con la mierda que venimos haciendo.

Mientras que todos siguen en la oficina mirando el reloj para poder escapar, ya hay gente que en tres horas hizo lo de toda la semana (y en chancletas) con sólo haberse conectado a Internet.

-
Para saber si hoy fui el primero en llegar y el último en irse, estoy aquí.

Para algún trabajo freelance, asesoría o una cerveza/café, estoy aquí.

↓ Abajo pueden dejar todos sus comentarios, opiniones, madrazos, ideas o cualquier otra vaina que se les ocurra. apenas lo vea, entro y les respondo.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

← ¡Compartir este post es gratis!